Iceberg de 78 kms, a la deriva cambiando las corrientes oceánicas

Un gigantesco iceberg, mide 78 kilómetros de largo, pesa más de 1.000 millones de toneladas, y tiene un grosor de 400 metros, se desprendió el 12 de febrero de 2010 del glaciar Mertz y su viaje a la deriva podría alterar las corrientes oceánicas en el mundo. Se desprendió tras ser embestido por otro iceberg conocido como el B9B.