Crowley y Lovecraft en la última de Paul Naschy


"La maldición de Valdemar" de José Luis Alemán es una película española que acaba de estrenarse y que mezcla sabiamente el fascinante universo de Lovecraft y el satanismo de Aleister Crowley, que acude a esa casa para realizar uno de sus habituales ritos satánicos durante un eclipse lunar. Lázaro Valdemar era un hombre dedicado a la fotografía psíquica.
Dicen que la película deja ganas de más, pero se anuncia ya una segunda parte. Se da la circunstancia de que es el último trabajo de uno de los mejores actores del género de terror, Jacinto Molina Álvarez, más conocido como Paul Naschy. También trabajó en 2009 en "La sonrisa del lobo" de Javier Perea.
Por cierto, por si alguien no lo sabía, el guitarrista de Led Zeppelin, Jimmy Page ha sido el culpable de la popularidad de Crowley. Compró su mansión en Escocia (Boleskin House), que abandonó harto del mal fario que tuvo desde entonces. De hecho se le culpa de la muerte del batería John Bonham y de un accidente en el que casi pierde la vida el hijo de Robert Plant. En la película también Crowley es el que trae el mal rollo a la familia Valdemar. Este personaje británico, hijo de un millonario galés, fue ajusticiado en Londres por sus fechorías, pero aquello pasó desapercibido porque coincidió su peripecia con la II Guerra Mundial. Vivió en villa Thelema, Cefalú (Sicilia), donde se dice que llegó a sacrificar bebés en sus ritos.
Aparece en la esquina superior izquierda de la portada de Sargent Pepper's Lonely Hearts Club Band. La cultura thelémica fue un adelanto increíble en la época victoriana. Fue algo similar a lo que más tarde sería el movimiento hippie, con su mezcla de libertad sexual, experimentación con todo tipo de drogas y meditación. También era un excelente ajedrecista y practicaba la caza mayor como deporte, el ciclismo y el piragüismo, entre otras disciplinas deportivas.
Además fue un montañero muy activo que practicaba el alpinismo y el himalayismo, y perteneció a la primera expedición europea y del mundo que intentó conquistar la cumbre del Kangchenjunga.