Punk era desde el movimiento de cadera de Elvis a prácticamente toda la moda actual y la peineta del Shakiro al himno


Lo más punkie del mundo es la portada de las Slits en pelotas y su música dub. ¿Porqué el punk y el reggae se complementan tanto? Y no lo digo porque The Pólice pasaran de la caña punky al reggae en un plis plas, no. Lo digo porque en el club británico en el que se juntaban todos los punkies en 1979 había un dj que sólo ponía discos de reggae porque no tenía otros. No había apenas singles de punk por aquel entonces, y a los punkies les encataba bailar aquello. Recordaréis a los Bad Manners y su debaneo ska, o los propios Madness. En fin, que en este documental que os paso veréis toda la historia del punk de modo divertido y ameno. A mi juicio el mejor documental del género, mejor que "La ira y la furia" sobre los Pistols. Lo más curioso de todo el documental es un movimiento Norteamericano de hardocore punk que consistía en que algunos grupos ni consumían alcohol, ni drogas y, lo más curioso, no practicaban sexo. Incluso no iban a entrevistas a cadenas de radio o de televisión si había en ellas anuncios de tabaco o alcohol, caso de Fugazi. Como es lógico, aquello duró un par de años porque empezaron a tomarlos como bichos raros. "No drugs, no alcohol, no sex" gritaban como locos.

Vuelve la música pegada al paisaje, campestre, de granero, de olor a heno, sin milongas ni digital, sino analógica hasta la médula

Frank Fairfield in the hills of Highland Park in Los Angeles, CA. Tengo una amiga riojana que vive en Madrid, es psiquiatra, y le encanta bailar Swim por las noches en las quedadas que hace un club de modo clandestino en una página web. Decenas de personas acuden allí sólo para bailar mientras un grupo toca música apropiada, con instrumentos tan pintorescos como la tabla de lavar la ropa tocada con dedal de coser.

Si Joe Strummer levantara la cabeza estaría orgulloso del voto hooligan? Lo dudo, él amaba España


Todo el mundo habla de la politización del grupo británico The Clash en los años 80, pero pocos saben que aquello tuvo su origen en la obligación que tuvo la banda de aclarar su ideología cuando varios locales se negaban a contratarles cuando escuchaban el tema White Riot porque creían que se trataba de un grupo fachoso, es decir, el Frente Nacional, el mismo que apoyó ahora la salida de la UE, una panda de lerdos encabezados por Martin Webster. Tal fue la movida que Joe Strummer tuvo que apoyar un movimiento llamado Rock contra el racismo y comenzar su particular campaña contra el fanatismo y en pro del medio ambiente y el buen rollismo. Hoy en día algunos quieren llevarlo a un terreno podemita y podrían ganar el pulso, porque Joe era comunista hasta la médula y de todos es conocido su apoyo al movimiento Sandinista (disco triple incluído). En fin, que ahí tenéis un vídeo que lo aclara todo de uno de los músicos más interesantes que ha dado Inglaterra en los últimos años. Lástima que muriese a una mediana edad víctima de sus excesos, quizás, entre los que recuerdo con gracia aquel maratón que corrió en París cuando no había hecho deporte en toda su vida. Al acabar, como buen británico, se tomó su buena pinta de cerveza para reponer fuerzas e hidratarse, que dirían en la huerta murciana.