Drivin´n´ Cryin´ , rock sureño con voz propia


Banda formada en el año 1985 en ATLANTA. Kevn Kinney con Frank French grabaron en el estudio "Dragon Path Music". Tim Nielsen y el batería Paul Lenz se sumarían luego. El nombre del grupo reflejaba las dos direcciones que llevaba el grupo: Drivin’ 'N’ Cryin’. Su primer disco se tituló "Scarred But Smarter" fue un éxito total que les llevó a ser fichados por ISLAND records. En 1987 Lenz deja la banda y entra Jeff Sullivan, batería de Mr. Crowes Garden, mas tarde llamados Black Crowes. Peter Buck de REM era muy amigo suyo y solía aparecer en algún concierto benéfico a su lado.
El disco que yo tengo es su segundo trabajo titulado "Whisper Tames The Lion", bajo la producción de Anton Fier (1988), todo un éxito en las radios universitarias con el tema que os traigo aquí y que fue el single: "Can't Promise You The World" y por "Powerhouse". Os traigo aquí a esta banda porque ha vuelto al candelero a raíz de que John Paul Jones, el bajista de Led Zeppelin, actuara este mes con ellos en un concierto en el que también salió al escenario con Dream Syndicate, otro grupo de los 80 de gran éxito. La crítica dice que su disco memorable fue el siguiente, el de 1989, titulado "Mystery Road", y del que extrajeron el tema que interpretaron con Jones titulado "Straight to hell".
Llegaron a hacer giras con Neil Young y Soul Asylum. De Island pasaron a Geffen Records sin tener gran éxito de público, por lo que dejaron su sonido más crudo e introdujeron teclados. Su primer disco en doce años "The Great American Bubble Factory" salió en septiembre de 2011, y desde entonces no sabía nada de ellos, salvo que sacaban EPs cada mes: Songs from the Laundromat; Songs About Cars, Space and The Ramones; Songs From The Garage, y el 16 de abril de 2013 "Songs From The Psychedelic Time Clock".

Mushroom, grupo irlandés de folk rock progresivo de los 70


Ochocientas libras pagan por su disco "Early One Morning" aparecido en el año 1973 de este grupo de Dublín prácticamente desconocido hasta en su país, si bien el último número de la revista "Classic Rock" le dedica su tradicional columna de joyas escondidas. Utilizan instrumentos típicos del folk como el violín, el mismo que caracterizó al grupo Caravan, y con la guitarra eléctrica emplean el pedal "wah wah" típico de la sicodelia reinante al principio de los años 70. Suena excesivamente a aquella época, lo cual es muy valorado por algunos coleccionistas, sobre todo por aquellos que quieren grupos que nadie haya tenido en cuenta en su época y se estén descubriendo ahora. El sello discográfico era el típico que hacía escasas copias que no salían de una cutre distribución local. HAWK records si hubiera grabado a Led Zeppelin le hubiera pasado lo mismo, pero éstos fueron el primer grupo en ser fichado por un sello de soul como era Atlantic, con distribución mundial. Hoy en día muchísimos músicos se graban a sí mismos en su casa y se autoeditan todo, incluso la portada, vendiéndola por internet, sino véase el caso de Caravan y su disco de 2014. Así son las cosas, por desgracia.

The Paper Kites, el grupo folk viral de Melbourne

Es el típico ejemplo de grupo que obtiene éxito gracias a unos videclips interesantes y por el boca a boca, porque todavía hoy en día es una banda completamente desconocida para el gran público a pesar de su gran calidad. Se parecen mucho a Junip, ya sabéis, el grupo de José González.

Viendo este clip me dan ganas de hacer burbujas supergigantes como las que hace el indigente. Son espectaculares. Su primer disco, Bloom, era un EP que hacían ellos a mano, tanto la portada como la grabación del CDR, con lo que sólo llegaron a completar quinientas copias, hoy objeto de coleccionismo.

El nuevo Bon Iver: Luke Sital-Singh


Cuando una fórmula funciona comienzan a aparecer imitadores como este caso. Del sudoeste de Londres, en concreto, del subirbio de New Malden, surge este cantautor folkie con nombre imposible de pronunciar que se da a conocer con un modesto EP titulado "Fail for You" allá por finales del año 2012. Producido por el veterano irlandés Iain Archer (Snow Patrol, Jake Bugg), los cuatro temas son joyas íntimas de calidad que se les ha llegado a comparar (ojo, por la crítica británica) con los norteamericanos Bon Iver y Jeff Buckley. Con esas negritas que le permiten acceder a más público saca un segundo EP en la primavera del año pasado titulado "Old Flint" que le abre las puertas a las giras por el potente circuito de su país y el sello Parlophone lo ficha. "Tornados", su tercer EP, aparecido hace nada, le introduce al mundo con músicos de apoyo y música un poco más compleja, que en la revista Prog-Rock califican como folk-prog. Habrá que escucharlo ¿no?.

Tony Levin, la mano derecha de Peter Gabriel


El coloso bajista ha estado omnipresente en el mundo del rock progresivo desde hace muchos años. Nacido en Boston, comenzó con su primera banda Aha en 1970 y al final de esa década ya estaba trabajando con Gabriel antes de unirse a King Crimson en 1981. Su bajo puede escucharse en "A Momentary Lapse of Reason" de Pink Floyd. y en el album de Anderson, Wakeman, Bruford y Howe. Se habla de él en el regreso este año de King Crimson. Está considerado actualmente como uno de los mejores bajista de todo el mundo, y su técnica es única golpeando los trastes con dos sticks o con el bajo de seis cuerdas.

Cannes ayudó a Beach House a hacerse un huequecito


Este año es el suyo tras obtener la palma de oro en Cannes una película de lesbianas en la que aparece su tema "Take Care". Su música popie es ensoñadora, oscura como Sioxie & the banshees e hipnótica como Cocteau Twins, pero teniendo en cuenta que proviene de Baltimore, quitadle unos cuantos decibelios. Alex Scally y Victoria Legrand (sobrina del compositor francés Michel Legrand) formaron un dúo en 2005. Su languidez entusiasmó a los frikis de turno de las RRSS. Aquí os traigo una especie de miniLp-película que os dará una visión completísima de un grupo que ni hace House ni ha visto una playa en su vida.

The Milk Carton Kids, los Simon & Garfunkel de LA

Tengo que pedir disculpas. Antes decía que en Los Angeles no había grupos y resulta que está éste llamado the Milk Carton Kids, un duo folk a lo Simon y Garfunkel, pero Kenneth Pattengale y Joey Ryan. El duo nace en el año 2011, cuando graban en directo el disco "Retrospect" y poco después "Prologue". Ambos a través de internet. Su mejor disco es el titulado "The Ash & Clay", en el que se les compara a Simon & Garfunkel, the Civil Wars, y the Everly Brothers, the Milk Carton Kids'. Sonido minimalista que se le compara al duo Gillian Welch y David Rawlings. Otro ejemplo más de música tranquila del siglo XXI y del año MMXIV.

Balmorhea; parece que en Texas hay algo más que vaqueros


Os recomiendo la película "El llanero solitario" entre otras razones por los inmensos paisajes desérticos de Tejas que aparecen en ella y a los que es imposible acceder sin un permiso especial porque son territorio comanche y protegido. A John Wayne le encantaban y allí cabalgó hasta la saciedad. En fin, que lo que aquí os vengo a hablar es de un grupo más de Texas, lo que me hace pensar que en ese estado hay muchísimo más movimiento musical que en Los Ángeles o en Nueva York, donde desde Layrel Canyon y Lou Reed no se ha despertado nada más. Balmorhea es un quintento nacido en Austin (Texas) el año 2006 de la mano de unos tales Rob Lowe y Michael Muller, a los que se unen Aisha Burns (violin), Nicole Kern (cello), y Travis Chapman (double bass). Post-rock pastoral podría definirse su música. En el año 2007 debutan con un disco titulado Balmorthea al que sigue "Rivers Arms" y "All Is Wild, All Is Silent" y "Constellations". Este año ha salido "Stranger". Este videoclip sigue al skateboarder Danny Garcia por Los Angeles en los momentos finales del día. Resulta que hay un parque en Texas que da nombre al grupo

Jonathan Jeremiah, otro "solitario" folkie londinense


Un viejo amigo, profesor de Artes Aplicadas y en su tiempo libre surfista en las playas ferrolanas, suele enviarme por Dropbox cantidad de música totalmente desconocida para mí como es el caso. Mirando en "allmusic.com" cuenta que este cantautor está influenciado por un músico que me apasiona, recientemente fallecido, el genial John Martyn. Lo malo es que su otra influencia es alguien con el que no comulgo: Scott Walker, y como tercera influencia pone a Serge Gainsbourg, el gabacho al que le iban las adolescentes. Este londinense le va el rollo del nuevo folk, es decir, de la guitarra acústica y la voz íntima. Entre sus curiosidades aparece en su biografía que es de padre anglo-indio y de madre católica irlandesa. A los 14 años comenzó en esto de la música gracias a su grandiosa voz de barítono con la que cautivó a un reducido grupo de fieles americanos. Tocó el piano en bares neoyorquinos y alguien le convenció para grabar, con lo que a su vuelta al Reino Unido alguien del sello Island lo fichó para grabarle en 2009 un EP titulado "What's a Guy Got to Do?". Aquel año participó en el tema "Good Riddance" del segundo disco del grupo Aeroplane poniendo esa gran voz. "A Solitary Man" es su primer gran álbum, sacado en el año 2011, con la participación del guitarrista del grupo Suede Bernard Butler. En fin, que no venderá una mierda, pero su voz está ahí y como la de John Martyn es totalmente cautivadora.