Conversaciones en la tienda de discos


Suelo ir a una de las pocas tiendas de discos de vinilo que hay en España, discos Komix de Murcia, y hoy comentaba con el empleado que los discos de Joey Ramone los habían vendido en una subasta por 19.200 dólares. Aquí tenéis la foto: Como podéis ver hay disco bastante corrientuchos y raros para ser de un miembro de los Ramones como "Houses of the Holy" de Led Zeppelin o "Are you experienced?" de Jimi Hendrix, o uno en solitario de Keith Moon, batería de los Who, así como recopilatorios de los Cream, los Kinks o los Who, y el primero de los Doors, clasicazos impropios de un punky neoyorkino. En fin, que mi comentario iba al hilo de un puñado de discos que había dejado apartado un visitante de la tienda y que yo me había atrevido a ojear y a preguntar el precio. Cuanto vale éste (Aqualung de Jethro Tull) a lo que me contestó el empleado que no era suyo, sino de un hombre que allí se encontraba y que en el poco tiempo que estuve allí estuvo muy dicharachero charlando con un hombre de casi sesenta años que recordaba a Demis Roussos y llevaba consigo un disco de Tom Jones. "Roussos era bueno con Aphrodite Childe", decía el dueño del vinilo "Agualung". "Pero como el triki triki triki triki manamú no había nada", reía a carcajadas mofándose del pobre abuelete con gustos horteras. Cuando vio que me interesaba por el disco de Jethro Tull se acercó y muy amable me dijo que era una copia de segunda mano en buen estado, edición española, con las letras, y que me pedía 7 euros. En esto que aparece un joven con barba similar a Ian Anderson cuando era joven que comenzó a hablar maravillas del grupo. El dueño de "Aqualung" dijo que conocía un camarero de un pub en La Manga que si oía algo malo sobre ese disco te partía la cara. Otro abuelete se quedó patidifuso cuando nos vio hablando a tres tíos del citado grupo y espetó lo de "¿Quién coño es ese Tull de los huevos?", que mas quieres Kaifás que comenzó el joven a contar el mejor concierto de su vida en San Javier el año pasado, con la gira de Thick As A Brick II. Dijo que fue con su padre de 50 y pico años, que lo sentó y le trajo una cerveza, que acabaron siendo siete con lagrimones incluidos porque el padre en cuestión era también un fanático de Jethro Tull. Luego me lancé yo a contar que hay que ver un hombre como Anderson que no tiene necesidad, porque es uno de los más ricos del Reino Unido, recién nombrado Lord por la Reina de Inglaterra, y que sigue haciendo una media de cien conciertos al año por todo el mundo. Que está, con 68 años, más fuerte que un roble, a pesar de haber pasado ciertos problemas de salud que trastearon un poco su voz. Comparado con muchísimos músicos de su generación tiene una salud envidiable. El lunes pasado sin ir mas lejos se nos fue Kevin Ayers a los 68 recluido en su casa y sin pena ni gloria. Que le quiten lo bailado, porque dicen que con las mujeres era un hacha y que se las quitaba a todo el que se pusiera por delante, incluido John Cage. En fin, que la conversación derivó también en el gran Juan Vitoria, propietario de una de las mejores colecciones de vinilo de Europa y autor de "Discos Ocultos", así como propietario de la tienda "Amsterdam", en Valencia. Todos deseamos que saque una segunda parte de ese maravilloso libro, pero enfocada más a otra música ajena al pop, al glam y al rock que no conoce nada mas que él y cuatro más en Kentucky. Fue media hora, pero me sentó de miedo, salí rejuvenecido y contento de haberme sentido vivo y a la vez muerto, y digo muerto porque el dueño de "Aqualung" aseveró: "No hay nada que mas odie que esos blogs de música de gente que se lo baja todo y no se gasta un duro en un puto disco, que copia y pega". No es porque me sintiera retratado, sino porque esa realidad es la que nos rodea por desgracia, de jóvenes que se bajan decenas de gigas de material que luego no saben lo que tienen ni quieren saberlo porque les importa un pepino quien era Jethro Tull o el Su Sun Corda. Algún día mis hijos cogerán mis vinilos y los tirarán al contenedor amarillo o los quemarán, pero cuando eso ocurra estaré ya muy lejos de aquí, en la estrella Sirio por lo menos, junto a Nefertiti, la mujer mas bella que he conocido en toda mi vida.