El enigma del Rey Carmesí


King Crimson se formó en noviembre del año 1968 de un grupo previo formado por los hermanos Giles y Robert Fripp en Bournemouth. Su sello Deram estaba impaciente por tener una banda de éxito y aquello fue un sonoro fracaso; una especie de grupo cómico. Le dijeron a Robert: "Si quieres quedarte en el selo tienes que sacar algo comercial y para ello consigue un cantante y graba algo que la gente pueda comprar". Pete Sinfield fue ese cantante. Su primer disco sorprendió al mundo de la música, pero no por su comercialidad, sino por todo lo contrario. "In The Court Of The Crimson King" en directo flipó incluso a Hendrix, que no se podía creer que los integrantes tocaran de una forma tan improvisada pero respondiendo en milisengundos a cada cambio. La portada de Barry Godber del grito también sorprendió en las estanterías de las tiendas. Pero el 15 de diciembre de 1969 en una actuación del Filmore West el bajista Greg Lake se aburrió de todo aquello y se encontró en el backstage con el pianista del grupo The Nice, allí nació Emerson, Lake & Palmer. El padre de Sinfield pertenecía a la secta Golden Dawn y eso se nota en la portada del segundo disco titulado "In The Wake of Poseidon". Pero encima su cuidadora alemana perteneció a los trapecistas "The Flying Wallendas". Su madre solía llevarla al circo, por eso en el disco "Lizard" aparecen dibujos circenses. Aquello resultó mágico y a día de hoy son miles los fans callados que conservan como oro en paño cada uno de estos discos que ponen en solitario y que permanecen fieles a aquel magnetismo como si de niños traviesos con juguetes fantasma se tratara.