El asesino silencioso: El Calor


El científico británico Anthony Costello hasta hace poco mas de un año era escéptico con lo del cambio climático, pero este mes de mayo ha mostrado al mundo una visión pesimista según la cual ese cambio tiene implicaciones sanitarias si sube la temperatura mas de dos grados. Recuerda que en 2003 fallecieron 70.000 personas en Europa a consecuencia de aquel verano tan caluroso. Le llama "el asesino silencioso". Y si eso ocurrió en Europa, imaginaros en África, o en el trópico, con enfermedades como el dengue y la malaria haciendo de las suyas. La prestigiosa revista "The Lancet" ha publicado este estudio. Costello ironiza con que no se trata de algo irreal que aparece en una película con osos perdidos en el Ártico.